A estas alturas, como mínimo, debes a haber escuchado algo sobre la nueva ley GDPR. Y si no te has puesto las pilas para cumplirla, es momento de empezar, porque la ley es muy clara e implacable con quienes no cumplen.

En especial las empresas de logística y transporte deben mirar con lupa las medidas, tanto técnicas como administrativas, y cuáles deben incorporar para poder cumplir con la GDPR; ya que no podemos obviar que son muchos los empleados que suelen estar en contacto con la información personal que la empresa maneja, por lo que deben conocer muy bien los detalles de sus funciones y cuáles son las responsabilidades.

¿Qué es la GDPR?

Empecemos por el principio, ¿qué es la GDPR?

Sus siglas provienen de Regulación General de Protección de Datos y conforman el nuevo marco legal en la Unicón Europea que reemplaza a la Directiva de Protección de Datos.

La clave está en la diferencia que existe entre Directiva y Regulación.
Mientras que las directivas son recomendaciones a tener en cuenta y no son legalmente vinculantes, las regulaciones son leyes y sí responsabilizan legalmente a las empresas.

GDPR y empresas de logística, ¿cómo deben cumplir la ley?

Las empresas de transportes manejan una gran cantidad de datosde clientes, empleados y proveedores, por lo que también están obliagadas a adaptarse a la nueva normativa.

Para cumplir con dicho cumplimiento de la ley vigente desde el pasado 25 de mayo de 2018 en toda Europa, debes tener muy en cuenta las siguientes cuestiones:

Cada vez que en tu empresa se registra un nuevo cliente, un nuevo proveedor y te facilita sus datos para una entrega, un envío debes poner en marcha tu propio protocolo de actuación ante la nueva GDPR, ya que estás manejando datos de carácter personal de terceros. Las acciones de dicho protocolo a nivel genérico deberán contemplar:

  1. Un registro de actividades de tratamiento.
  2. La firma de contratos con terceros.
  3. También la firma de contratos con empleados o colaboradores.
  4. Incluir los textos legales en la página web de la compañía.
  5. Solicitar el consentimiento para el tratamiento de sus datos a los clientes.
  6. Realizar análisis de riesgos.
  7. En caso de brechas de seguridad, la ley exige que se notifique a los implicados.

Te recomendamos que consultes a un especialista que te pueda asesorar para el cumplimiento de dicha ley de manera estricta teniendo en cuenta las características de tu empresa, evitando así las graves consecuencias que conlleva un el no cumplimiento  total o parcial de esta ley.

Alineem estratègies i sumem esforços per potenciar l’activitat industrial a les pimes | Alineamos estrategias y sumamos esfuerzos para potenciar la actividad industrial en las pymes.

X