Luego de la victoria por mayoría absoluta del partido conservador británico, la salida del Reino Unido de la Unión Europea es un hecho a partir del 31 de enero. A pesar de ello aún se mantendrá el acceso libre entre las partes, con lo cual el transporte por carretera entre Reino Unido y España y los demás países miembros de la UE continuarán sin trámites aduaneros.

La no afectación del transporte por carretera y la conservación de las mismas condiciones actuales para la libre circulación de pasajeros y de mercancías, serán por lo menos durante todo el 2020. Esto se debe a que durante este año la Unión Europea y el Reino Unido negociarán los términos que regirán las nuevas relaciones aduaneras y comerciales que sí comenzarán a ser efectivas desde el 2021.

Bajo este escenario la Federación Nacional de Asociaciones de Transporte de España, Fenadismer reiteró que los transportadores españoles podrán continuar operando normalmente y prestando servicios de transporte internacional con el país británico sin restricción aduanera o limitación administrativa.

La Federación argumenta que la definición de las condiciones para el transporte entre los países de la UE y el Reino Unido, será uno de los temas más relevantes para determinar las relaciones futuras.

De hecho, resaltan, que la mayor parte de la circulación se lleva a cabo por el Canal de la Mancha a través de Francia. Para este caso anualmente se estima que unos cinco millones de vehículos pesados transitan por esta zona, lo que equivale a un 80% del flujo total de transporte entre el país británico y el resto de Europa.

Cabe mencionar que si se llegase a interrumpir el tráfico bidireccional a través del Canal de la Mancha, Gran Bretaña estaría en serias dificultades debido a que el transporte y entrega de mercancías en ambas direcciones son esenciales dentro de la cadena de suministro.

Se eliminó el temor de un Brexit “duro”

El ambiente de tensión que se vivió en la anterior legislatura donde el líder conservador Boris Johnson no logró aprobar la Ley de salida de Reino Unido de la UE, ha bajado paulatinamente. El fantasma de un Brexit duro y sin acuerdos entre las partes, parece haber quedado atrás.

Si bien ya en esta nueva legislatura el acuerdo de separación es un hecho, las conversaciones han abierto la puerta a mantener en cuanto al transporte, el acceso libre entre las partes.

El escenario del transporte en Reino Unido

Las negociaciones previstas para este año serán de vital relevancia para las dos partes. Esto se debe a que las actuales actividades de transporte están reguladas por una normativa armónica que abre el libre acceso a los mercados de transporte a los operadores de toda la Unión Europea. La meta es continuar con buenas negociaciones.

Para el Reino Unido las mercancías con ropa, alimentos, equipamiento doméstico, herramientas industriales, entre otros elementos, son vitales para el desarrollo de la vida diaria en el país. Por ello los acuerdos para comercio múltiple estarán por verse en la nueva relación comercial que establezcan las partes

X